2 may. 2018

Charla debate: El ajuste en clave feminista

Este viernes 4/05 nos encontramos a reflexionar sobre el impacto del ajuste en clave feminista. Analizaremos cómo nos atraviesan particularmente a mujeres e identidades disidentes las consecuencias de un modelo de acumulación que aumenta la brecha histórica y nuestras condiciones de desigualdad. Compartiremos también  experiencias de compañeras de sectores en lucha frente a los despidos.
Nos vemos para seguir fortaleciendo la organización y las estrategias para combatir al macrismo desde abajo.


26 abr. 2018

Intervención de nuestro compañero el Vasco Izurieta en la Asamblea General de Afiliados/as de ATE Capital.

Intervención de nuestro compañero Vasco Izurieta, delegado general de ATE Trabajo, en la Asamblea General de Afiliados/as de ATE Capital presentando una síntesis de nuestra declaración.

La conducción de ATE Capital cortó el micrófono antes de que finalice su exposición. Reproducimos la consigna final que no pudo expresar:

Ante el alza de la represión estatal y la criminalización de la protesta política y social:

¡Libertad a Milagro Sala, Fernando Esteche, basta de persecución a César Arakaki, Dimas Ponce, Sebastián Romero y todxs lxs luchadorxs populares!


24 abr. 2018

Asamblea de Afiliados/as de ATE Capital: necesitamos debatir una política gremial para enfrentar los despidos y el ajuste macrista



El miércoles 25 de abril se realizará la Asamblea Anual ordinaria de afiliados/as de la seccional Capital de ATE. El lugar elegido este año son unas canchitas de fútbol de un club de barrio, con muy poca difusión previa, con el claro objetivo de convertir esta instancia en un simple trámite para cumplir con el Estatuto, la Ley de Asociaciones Sindicales y los requerimientos del Ministerio de Trabajo.
La mística de aparato, con el fin de cohesionar a la militancia propia, buscará disimular esa formalidad, pero no alcanzará para cubrir el vacío de lo que se limitará a una instancia de aparato. Creemos que de forma deliberada se desperdicia erróneamente la posibilidad de poner en pie un espacio de participación masiva, para generar iniciativas de lucha orientadas a enfrentar los despidos y las paritarias a la baja, la precarización y la flexibilización creciente de nuestros convenios colectivos.

Una etapa defensiva ante la embestida del gobierno y las patronales


El gobierno de Mauricio Macri viene aplicando un programa económico de ataque frontal a la clase trabajadora y el pueblo, beneficiando a las grandes corporaciones y al capital especulativo. Desde el año pasado encaró una avanzada de “reformas” antipopulares, teniendo que postergar la reforma laboral ante la fuerza de las y los trabajadores que, en la calle, frenamos esas iniciativas. El gobierno no logra ir tan lejos como quisiera, va perdiendo apoyo popular y avanza en sus políticas represivas.
La presión por abajo logró arrancarle algunas medidas de lucha a la CGT, pero su inmovilismo posterior expresa cómo defienden sus lugares (y negocios) por encima de todo. A su vez, la fragmentación imperante al interior de ATE y las CTA´s resulta otra limitación para salir a luchar por todos nuestros derechos.
Como contrapartida de esta avanzada, fuimos protagonistas de manifestaciones populares enormes y contundentes. Por ejemplo, la masiva concentración por la aparición con vida de Santiago Maldonado, la combativa resistencia a las reformas laborales y previsionales, el paro mundial de mujeres, entre otras. Estas respuestas demuestran una profunda voluntad de luchar si se orienta el reclamo de manera concreta y cuenta con amplitud y diversidad política para la participación de todo el campo popular.

Un balance crítico de la política gremial de la conducción de ATE Capital


Desde ATE Desde Abajo estamos convencidos y convencidas de que en nuestro pueblo, y en particular entre los y las estatales, existe fuerza para resistir los ataques del gobierno, pero que ello requiere una política realmente unitaria y que fortalezca cada sector desde la base.
Creemos que la actual dirección de la Seccional desarrolla la política opuesta, poniendo en el centro una lógica de fraccionalismo agrupacional, que restringe de hecho la adhesión por la base a la adscripción política partidaria de la conducción del gremio a nivel seccional con el kirchnerismo, y orienta todas las acciones a las necesidades de acumulación de ese espacio político.
Esto se materializa en todos los planos de la actividad pública del sindicato, desde la agitación de aparato en las acciones gremiales y movilizaciones; así como los marcos de “unidad” que suponen definiciones y acuerdos que exceden a los del conjunto de los y las estatales y que tienen como único fin el fortalecimiento de algunos pocos referentes (gremiales y partidarios), en detrimento de la más amplia movilización de las bases estatales. Con preocupación vemos que crecientemente toda la acción político-sindical de ATE Capital tiene como mayor preocupación incidir en la disputa al interior del Partido Justicialista de CABA, al cual se han reafiliado los dirigentes de la Seccional.
Está claro que de ninguna manera cuestionamos la intervención política como trabajadores y trabajadoras, sólo afirmamos que las estrategias y apuestas político-partidarias de las conducciones, no pueden ser limitantes a la hora de ampliar la participación de compañeros y compañeras en los sectores de trabajo. Necesitamos una vocación de amplitud para romper el miedo, lograr medidas masivas, ganar las calles y parar el Estado.

Una oportunidad perdida en la organización del GCBA


Los conflictos que se pusieron de pie por despidos en sectores de Ciudad (SISYU/Mugica, Canal Ciudad y el CCR) podrían haber marcado un punto de inflexión en el crecimiento de ATE en el estado de CABA. Sin embargo, si bien se tuvo una política correcta al pretender unificar las luchas, se priorizó una lógica de aparato frente a las asambleas que despuntaban en cada sector. Se realizó una medida histórica, sostenida heroicamente por decenas de compañeras, como la permanencia de tres días en la Secretaría de Hacienda sin la preparación adecuada. Ante la necesidad de hacer aportes para sostener la lucha, la Seccional permanentemente puso en cuestión la posibilidad de aportar. Y se aplicó un método de verticalidad de aparato en la conducción de esos conflictos, que contrasta con la disposición democrática de una nueva camada de trabajadores/as estatales y militantes sindicales, a los/as que se les propone como modelo sindical y “cualidad” política el acatamiento mecánico de órdenes. 


Cada vez peor en el Estado nacional


Desde fines del año pasado que ha habido despidos en múltiples organismos, que sólo parcialmente fueron respondidos. En muchos casos, desde una lógica de externalidad al sector en lugar de fortalecer los espacios de base.
En uno de los principales conflictos como es el del INTI, una lucha testigo, primó el enfrentamiento con ATE Nacional antes que el acompañamiento a una de las principales luchas en su radicalidad y dureza del conflicto.
Actualmente existe una nueva tanda de despidos como en Hacienda, SRT, Agroindustria y hay otros en puerta en el marco de la reestructuración de Ministerios y Organismos. Es inminente la discusión de la pauta paritaria y no hay atisbos de ningún plenario o instancia para discutir un planteo reivindicativo. Tampoco lo hubo de cara a rechazar el plan de retiros voluntarios, el vaciamiento de la política pública o contra la precarización.



Sobre la democracia interna


En este marco de fortalecimiento de la identidad agrupacional, como único objetivo y la razón de ser de toda la política gremial, pierden sentido las instancias de democracia interna. No es por casualidad que llevamos meses sin un Plenario General de Delegados/as, con una fuerte ofensiva a las corrientes políticas “no alineadas”, y manteniendo la táctica de paralelización permanente o vaciamiento de las instancias convocadas por ATE Nacional (en una política de fragmentación con responsabilidades compartidas, entre la Verde y Blanca y la Verde ANUSATE, respectivamente).
Otro elemento a destacar es que de la Seccional se apeló a prácticas desleales y fraudulentas en elecciones de Juntas Internas, modificando padrones, dando de baja afiliados/as, candidatos/as y delegados/as para beneficiar la lista de la Verde y Blanca del sector, tal como lo vimos en las elecciones del Instituto Nacional de las Mujeres.



Cuando las mujeres avanzan, ¿el sindicato qué hace?


A pesar del Área de Género impulsada por el sindicato, la Seccional se encargó de obstaculizar y limitar el viaje al Encuentro Nacional de Mujeres a las afiliadas que no nos identificamos con la Verde y Blanca. En lugar de retomar la enorme legitimidad de nuestras luchas contra la violencia machista y de fortalecerla apuntalando viajes masivos, prima la “austeridad” selectiva, a pesar de contar con recursos millonarios. No alcanza con sacarse una foto con el cartel de “Ni una Menos” si después se ponen palos en la rueda a la lucha feminista y no se cuestionan prácticas y privilegios.
Este año la fuerza que tenemos las compañeras logró imponer el derecho al Aborto Legal Seguro y Gratuito como debate parlamentario. Creemos que como sindicato deberíamos apuntalar y sostener este histórico reclamo preparando una amplia difusión y su movilización para sumar fuerzas al vasto reclamo por la legalización.

El debate de fondo


Por estos elementos, el balance que hacemos desde ATE Desde Abajo de la política gremial de la conducción es crítico. No nos conformamos con las respuestas posibilistas que nos encontramos cuando llevamos estos debates a las instancias orgánicas correspondientes. No convalidamos el avance hacia la pejotización y cegetización de nuestra ATE Capital ya que, por el carácter y dinámica de dichos espacios, decantará en un mayor verticalismo burocrático, menos democracia y diversidad de política, en desmedro de las necesidades de las y los trabajadores/as estatales.
En este momento histórico, dónde muchos/as compañeros/as buscan contención en espacios colectivos y de lucha para enfrentar el ajuste, sostenemos que es posible y necesario otro modelo sindical: participativo, democrático y de lucha. Uno que valore y respalde la participación masiva desde las bases y que propicie la generación de espacios amplios en el Sindicato, con todo el respaldo a las luchas de cada sector, sin sustituirlos y fortaleciendo cada paso de las compañeras por mayores derechos. Un sindicato que construya en unidad con todos aquellos sectores que quieran hacer frente a las políticas de este gobierno masivamente y en la calle.
Por estas razones rechazaremos la Memoria y Balance presentada por el Consejo Directivo, que a su vez nuevamente se volvió a restringir en su circulación previa para que pueda ser conocida y debatida con tiempo por el conjunto de las y los afiliados/as.
A su vez, planteamos que esta instancia vote su constitución en Asamblea Extraordinaria para poner en consideración los siguientes puntos:

- Plan de lucha unificado contra los despidos, por recomposición salarial y pase a planta permanente.
- Constitución de un fondo de lucha del aporte de los/as afiliados/as, para acompañar a los y las compañeras/os despedidos en la lucha por sus puestos de trabajo.
- Organizar una masiva participación de las compañeras afiliadas a ATE en el Encuentro Nacional de Mujeres.
- Realizar actividades, movilizaciones y paros en reclamo del Aborto Legal Seguro y Gratuito.


9 mar. 2018

Gatillo Encerrado II: Para Nación UPCN firmó en cómodas cuotas la actualización salarial

La conducción de UPCN ha superado una vez más su falta de pudor y firmó una actualización salarial que contradice la supuesta "cláusula gatillo" automática que decía haber firmado el año pasado y con la que afichó todos los organismos.
Como en su momento lo señalamos, no existía tal actualización automática sino simplemente habían firmado un leve compromiso a volver a reunirse. El día de hoy circuló un acta con fecha 28 de febrero en la que fijan los nuevos montos pero... ¡en 4 cómodas cuotas! Y para colmo tomando como base los sueldos de mayo 2017 y no los actuales. De más está decir que no es ni retroactivo.
Desde marzo hasta junio iran dosificando el pseudo gatillo, a la par en la que siguen despidiendo compañerxs con la pasividad cómplice de la conducción del sindicato.
Necesitamos construir la fuerza desde cada oficina para pelear por nuestros salarios y condiciones de trabajo, y al mismo tiempo barrer con estas dirigencias.

A continuación y a modo informativo mostramos de cuánto quedarían estas "cuotas" segun nivel y grado del SINEP. Para otros convenios considerar que cada cuota es aproximadamente el 1% del salario actual.

Valores para Art. 9 / Ley Marco / Res. 48 SINEP

Valores para personal de Planta Permanente SINEP




Colaboremos con el fondo de lucha del INTI


9 feb. 2018

Gatillo encerrado: Otra estafa del SUTECBA en la Ciudad

Durante esta semana el SUTECBA se encargó de informar y festejar la aplicación de la cláusula gatillo correspondiente a la paritaria 2017. De esta manera lxs trabajadorxs de planta permanente y transitoria de la Ciudad de Buenos Aires recibirán un aumento de un 3% a partir de marzo y el pago por única vez de un bono de $5000 el 22/02. El macrismo y su sindicato amigo se encargaron de presentar este acuerdo como una gran conquista omitiendo cualquier referencia a la situación en que nos encontramos hoy lxs estatales.

A días de anunciar nuevos tarifazos, que se suman a los ya amontonados sobre la espalda de cada compañero, se despachan con este acuerdo que llega tarde y es insuficiente.
Tarde porque según el acta paritaria de 2017 la aplicación de la cláusula en cuestión debía ser a partir de septiembre de dicho año para anticiparse a la inflación de estos ásperos meses.
Insuficiente porque el 3% significará menos de $500 en los bolsillos de cada compañerx y el bono de $5000 será por única vez y no estará contemplado a la hora de calcular el próximo aguinaldo.

El Gobierno de la Ciudad nos discrimina y nos sentencia a salarios de pobreza

En primer lugar se debe aclarar que el acuerdo alcanzado no incluye a trabajadorxs contratados/as como locación de servicios, tercerizadxs por ONGs, universidades o empresas. Estxs constituyen una parte muy importante de lxs trabajadorxs que realizan tareas fundamentales en el sostenimiento de las políticas públicas en la Ciudad, pero para el SUTECBA no son estatales y sistemáticamente se ha encargado de ningunearlos en sus espurias negociaciones con el macrismo.

El Gobierno de la Ciudad sigue así cometiendo fraude laboral con el beneplácito de su mano derecha sindical, de la misma manera que sigue sin aplicar el punto sexto del acta paritaria de 2017 donde se comprometió a iniciar los pases a planta transitoria en octubre de ese año.

Por otra parte, debemos recordar que la mayoría de lxs trabajadorxs de planta permanente y transitoria de la Ciudad de Buenos Aires perciben al día de hoy sueldos que se encuentran por debajo de la línea de la pobreza. Estos salarios rondan los $16.000 cuando la misma Dirección General de Estadística y Censos de la Ciudad informó en diciembre de 2017 que una familia necesitaba $16.800 para no ser pobre y $27.300 para alcanzar la canasta total de consumo familiar.

El primer paso para resistir es no dejar de preguntarnos cómo avanzar.

La estrategia del Gobierno y sus amigos para que consideremos como un triunfo el acuerdo que nos imponen es generalizar el miedo a perder la fuente de laburo. De esa manera pretenden que dejemos de preguntarnos qué nos corresponde y desviemos nuestra atención hacia qué es lo que no queremos perder.
Nosotrxs necesitamos construir la más amplia unidad para revertir los despidos en el Canal Ciudad y de las compas de la Mugica en la villa 31 y con esa fuerza avanzar por mejores condiciones.
Necesitamos afianzar nuestra ATE en la Ciudad,  ser más y estar más decididos/as a ir por lo que nos corresponde con osadía y creatividad, sabiendo que las mesas de negociación no darán los resultados que pretendemos a menos que lleguemos a sentarnos a partir de la presión de la lucha.
Construir desde cada sector de trabajo claridad sobre lo que nos corresponde y luchar en unidad, es el camino.

2 feb. 2018

Lxs trabajadorxs en CABA resistimos el ajuste y la persecución de Larreta



Durante el mes de enero, el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires avanzó con una seguidilla de despidos el Canal de la Ciudad, el Centro Cultural Recoleta y la Secretaría de Integración Social y Urbana de la Villa 31. La respuesta de lxs trabajadorxs ha sido una contundente demostración de voluntad de lucha por sus derechos y puestos de trabajo.



En año comenzó con 3 despidos en el Centro Cultural Recoleta, todxs ellxs organizadxs en ATE. Le siguieron 5 despidos en el Canal de la Ciudad, que pasaron a ser 24 luego de que la gestión echara otrxs 19 trabajadorxs por el explícito motivo de haber participado en las medidas de protesta ante los despidos anteriores. Luego llegó el turno de la Secretaría de Integración Social y Urbana, donde se despidieron a 10 trabajadoras que realizan tareas en la Villa 31, la mayoría de las cuales son afiliadas a ATE y una de ellas es Delegada de su equipo de trabajo. El carácter persecutorio de todos los despidos es muy claro.
En todos los casos las respuestas de lxs trabajadorxs fueron inmediatas. Se comenzaron pintadas, ruidazos, Asambleas, conferencias de prensa, radios abiertas y movilizaciones que contaron con el acompañamiento de la seccional de ATE y la solidaridad de otras Juntas Internas, Sindicatos como SIPREBA y SATSAID en el Canal de la Ciudad, agrupaciones y también movimientos sociales que se organizan en la Villa 31 (FOL, MPLD, MRP, etc.).
A pesar de ello el gobierno se quiere mostrar firme en su avance contra los Sindicatos y apuesta a la desmoralización para formar trabajadorxs sumisxs que no cuestionen sus iniciativas y ni luchen por sus derechos. Pero en estos casos se encontró con laburantes decididxs a dar la pelea que pueden dejar un saldo organizativo clave en áreas de Ciudad donde ATE tiene mucho por crecer. Se trata de un acierto la articulación de las luchas, y en ese sentido es un esfuerzo muy valioso el que vienen desarrollando lxs compañerxs de cada sector por acompañar mutuamente cada iniciativa. La organización y la solidaridad que tienen estos sectores les dan una fortaleza notoria. Estas luchas pueden ganarse.
Los funcionarios saben esto y por eso ofrecen algunas reincorporaciones con contratos por tres meses y/o traslados de sector a cambio de la vuelta a la normalidad en los espacios de trabajo. Quieren desarticular la lucha, tratando de hacer pie en la ansiedad natural que existe en cada pelea por despidos. También buscan ordenar la lucha como les conviene, excluyendo a lxs delegadxs elegidxs en cada sector de las discusiones para sentarse a discutir en mejores condiciones. Otra de sus medidas de manual de RRHH empresarial es exigir bajar medidas anunciadas para proponer reuniones donde no plantean ningún avance. Si no hay medidas previstas con anticipación luego de las reuniones, la ansiedad y la expectativa aumenta para cada compa que está poniendo el cuerpo.


Por eso creemos que en estas condiciones de fortaleza social, de fortaleza interna, de democracia sindical, no hay razones para acotar el horizonte de la lucha al día a día en lugar de sostener una agenda de varias semanas de actividades. No hay razones para no poner en pie un fondo de lucha que permita sostener la pelea. No hay razones para que lxs delegadxs de cada sector no puedan ser parte de las discusiones y queden desdibujadxs de cara a la patronal y las asambleas. No hay razones para seguir el nefasto precedente del Ministerio de Energía. Allí se prorrogaron contratos por tres meses a cambio de paz social, sin perspectivas ciertas de reincorporación, sólo cursos para armar CVs y tener actitud positiva frente a la vida.
Son todos caminos que la seccional Capital está aceptando y proponiendo y que transforman el acierto de unificar las peleas en un intento apresurado de cerrar un proceso de organización novedoso e inédito en la Ciudad.
Con toda la fortaleza que viene desplegando este proceso, tenemos confianza en los trabajadorxs organidxs. Tenemos confianza en que es posible construir un gremio participativo, en el que sean protagonistas indispensables lxs trabajadorxs –incluso trabajadorxs no afiliadxs–. Tenemos confianza se conquistan las reivindicaciones luchando en las calles, en unidad con quienes participan de las políticas que despliegan, en unidad con todxs quienes quieran acompañar la pelea, en unidad de quienes ven afectadxs sus derechos cuando se ve afectado nuestro trabajo.

REINCOPORACIÓN YA DE LXS DESPEDIDXS
BASTA DE PERSECUCIÓN SINDICAL
Por Urbanización con trabajadorxs con derechos y con perspectiva de géneros
Por una Cultura sin precarización
Por un Canal de la Ciudad para todos y todas las vecinas


28 ene. 2018

Todo nuestro apoyo a lxs trabajadorxs de INTI



Convocamos el lunes 29/01 a las 8.00 am a la puerta del Instituto (Av. Gral Paz 5445)



Las y los trabajadores de INTI se encuentran en asamblea permanente en las instalaciones del organismo desde el viernes 27/01 tras el anuncio de 250 telegramas de despido y la negativa de las autoridades a dar los listados. Estos despidos implicarían la reducción de casi un 10% de la planta del organismo de ciencia y técnica, cifra en línea con el anuncio del presidente Macri de reducir la planta estatal. Es decir, no responde a una necesidad cierta de funcionamiento sino por el contrario, a la decisión política de ajustar a quienes vivimos de nuestro salario, y además, garantizamos el acceso a derechos, el desarrollo local y productivo, etc.

Las y los trabajadores de INTI brindan servicios a la industria, a las PYMES, a pequeñxs productorxs, realizan certificaciones, ensayos de laboratorio, capacitaciones. Pero además, cuentan con una organización sindical que permitió ganar conquistas salariales y en sus condiciones de trabajo, sostenida sólo por la amplia participación y movilización del conjunto de lxs trabajadorxs. La intención de estos despidos, como en cantidad de organismos estatales, es avanzar en una reestructuración con una mayoría de puestos gerenciales y una planta de puestos operativos vaciada, y particularmente, desarticular la organización de los sectores de trabajo que es la garante del avance en los derechos. Esto redunda en la mayor precarización del conjunto de las y los trabajadorxs, tirando el salario y las condiciones de trabajo a la baja.

El día lunes 29/01 lxs trabajadorxs convocan a todas las organizaciones sindicales, de derechos humanos, políticas, estudiantiles para acompañar el conflicto y garantizar el ingreso de todxs lxs despedidxs. Desde ATE desde Abajo apoyamos la lucha de INTI y convocamos a la Av. Gral Paz 5445 (entre Av, Constituyentes y Est. Miguelete) a las 8.00. 

¡En el INTI no sobra nadie!
Lunes 29/01 a las 8hs, ¡Todxs a la puerta del Instituto!